Vea lo que sucede en Facebook Twitter YouTube Flickr

FIFPro-Worlds-players-union-mobile-logo

Los jugadores de fútbol profesional y otros atletas que sufren de varias conmociones cerebrales son más propensos a informar de ansiedad, depresión y trastornos del sueño después de que su carrera haya terminado, según un nuevo estudio.

El estudio encuestó a 576 antiguos jugadores de fútbol, hockey sobre hielo y rugby de primera división de Finlandia, Francia, Irlanda, Noruega, Sudáfrica, España, Suecia y Suiza. Todos eran hombres menores de 50 años.

Los antiguos atletas que sufrieron de cuatro a cinco conmociones cerebrales durante su carrera tuvieron 1,5 veces más probabilidades de reportar síntomas de trastornos mentales comunes que aquellos que no sufrieron concusiones. Los que sufrieron seis o más concusiones, tenían entre dos y cinco veces más probabilidades de sufrir estos síntomas.

Estos hallazgos significan que durante los primeros 10 años después de retirarse, los jugadores son entre un siete y un 11% más propensos a informar de síntomas de trastornos mentales comunes por cada concusión adicional relacionada con la carrera. El número medio de concusiones fue de tres por jugador.

El estudio fue llevado a cabo por Vincent Gouttebarge, Jefe Médico de FIFPro y expertos en medicina deportiva de la Universidad de Ciudad del Cabo (Sudáfrica), la Escuela de Medicina de la Universidad St. Marianna en Kawazaki (Japón) y el Hospital Queen Elizabeth en Glasgow (Escocia) .

Estos expertos destacan que es necesario mejorar el manejo de la conmoción cerebral, especialmente educando a los jugadores y entrenadores sobre el procedimiento correcto cuando ocurre una conmoción cerebral. También debe haber apoyo disponible para los antiguos atletas que sufren de salud mental, dijeron. No hay indicios de que estos síntomas de trastornos mentales comunes indiquen un grado de daño cerebral, señalaron los autores.

"Esta es una pieza importante de investigación que sugiere que la conmoción cerebral podría contribuir a los problemas de salud mental sufridos por muchos jugadores", dijo el Dr. Gouttebarge.

"Nosotros, participantes del fútbol, federaciones, clubes y sindicatos de jugadores, necesitamos estar alertas a la salud mental de los jugadores, tanto durante como después de sus carreras".

"Eso significa educar a los jugadores sobre los peligros de lo que puede ser una carrera intensa y estresante, y apoyarlos cuando necesiten ayuda".

Lesiones prolongadas y la salud mental

Los futbolistas profesionales son más propensos a sufrir de ansiedad, depresión y trastornos del sueño después de una lesión prolongada, de acuerdo con un estudio anterior de Gouttebarge de FIFPro y otros.

Los jugadores que pierden más de 28 días por lesión tienen entre dos y siete veces más probabilidades de experimentar síntomas de trastornos mentales comunes en los 12 meses siguientes que sus homólogos que no sufrieron lesiones.

El estudio se basa en 262 jugadores masculinos de Finlandia, Francia, Noruega, España y Suecia. Tenían una edad media de 27 años.

Después de hacer clic sobre 'Aceptar cookies' usted presta su consentimiento para la instalación de cookies al visitar este sitio web. ¿Quiere saber más acerca de estas cookies? Haga clic sobre el botón 'Más información'.